Catalina de por Dios ¡calláte!

CataRN
Figura 1. Catalina es catadora de condones

Es difícil adivinar por qué Catalina Ruiz-Navarro escribe de temas tan banales como su habilidad de catar condones; o de temas tan serios como los quebrantos de salud de niñas vacunadas contra el papiloma humano. No sabemos si al dar rienda suelta a sus instintos carnales quiere protegerse con métodos de barrera o usando lo último en biotecnología contra verrugas y papilomas genitales. También puede ser porque condones y vacunas anticonceptivas podrían convertirse en métodos efectivos para controlar el crecimiento poblacional y existe alguien interesado en patrocinar artículos sobre ambos temas. Y por qué no?, por tirar con el Ministro utilizando el condón ‘G Vibration’, que según Catalina es un condón… “bien lubricado y [tiene] un anillito de caucho que se pone en la base de la verga”.¡O por todas las anteriores!

En su artículo del Espectador, Catalina repite eficientemente las mentiras de la OMS, del Nobel de Medicina 2008 Harald Zur Hausen, del Ministro de Salud Alejandro Gaviría, del exdirector del Instituto Nacional de Salud Dr. Fernando de La Hoz, y hasta de las casas farmacéuticas de que la afección de las niñas vacunadas es un trastorno psicológico. Es un artículo cuidadosamente escrito para martillar falacias como las de Nubia Muñoz y Héctor Abad Faciolince. ¿Por qué Catalina experta catadora de condones ahora resulta ser experta evaluadora de “evidencia científica”? ¿Y por qué coincide 100% con individuos con serios conflictos de interés? ¿Cúanto le pagaron? ¿No será más bien que Catalina se los mamó a todos en una orgía estilo gangbang?.  A ciencia cierta es difícil saberlo, Cata es ‘todo-terreno’.

Falacio-Lince
Figura 2. Apoyo mutuo entre periodistas al servicio de las mafias oficiales.

Lo que sí sabemos es que las niñas sufren una enfermedad autoinmune a causa de la inmunización con la vacuna Gardasil. Por ahora nuestra mejor hipótesis es el Síndrome ASIA que se acompaña de neuropatías desmielinizantes principalmente del sistema nervioso periférico que ocasiona Síndrome de Guillain-Barré y Síncope Disautonómico (desmayos) con caída de la presión arterial al asumir la posición ortostática y sobrecompensación simpática con taquicardia (Síndrome POTS). Otras niñas sufren afección del sistema nervioso central como Mielitis Transversa y Síndrome PRES con variantes neuropsiquiátricas sin contar las que han sufrido lupus, esclerodermia o han muerto por complicaciones severas o a causa de una vida insoportable que las condujo al suicidio. El síndrome ASIA o Síndrome Autoinmune / Inflamatorio inducido por Adyuvantes fue descrito por el Profesor Yehuda Shoenfeld y se cree que es causado por la convergencia de tres factores principales:

  1. Factores predisponientes y preexistentes en la persona vacunada.
  2. El adyuvante de las vacunas que estimula la respuesta inmune innata y,
  3. algún otro factor en la vacuna por el momento desconocido (como un peptido que exhibe mimetismo molecular).

Factores predisponentes pueden ser alergias estilo rinitis, asma, eczema o también pueden ser leves inmunodeficiencias que son asintomáticas o no han sido diagnosticadas. También se mencionan los medicamentos y la coinfeccion de microorganismos que infectan el sistema linfohematopoyético como virus herpes al igual que susceptibilidades genéticas. De ahí que no todas las niñas son candidatas a recibir la vacuna y por tanto hay que valorar antes de vacunar.

Sin embargo, hasta no investigar la composición exacta de los lotes de vacuna y su comparación con los anticuerpos que causan daño en los tejidos de las víctimas no se puede hacer el diagnóstico molecular. Y no avanzaremos si el Estado sigue mintiendo a través de sus páginas oficiales o por medio de periodistas de pacotilla como la pobre Cata o el sinvergüenza del Falacio-lince que claramente son parte de la estrategia de ocultar la verdad sobre estas vacunas.

Bibilografia

La bobada literaria.

Anuncios

3 respuestas a “Catalina de por Dios ¡calláte!

  1. […] El patrón de síntomas de extremidades superiores reportado en esta entrega coincide con la naturaleza neuropática e inflamatoria informada anteriormente para síntomas de otras regiones corporales. El dolor neuropático, adormecimientos, pérdida de la sensibilidad, debilidad muscular y dificultad para el movimiento tienen un diagnostico diferencial relativamente estrecho principalmente concentrado en trastornos neurales o vasculares. Aunque es posible ampliar el espectro de enfermedades que expliquen estos síntomas; por ejemplo incluyendo a aquellos que afectan directamente el músculo, el hueso, la piel e inclusive el sistema linfático, son pocos los trastornos que encajan en el patrón descrito arriba asociado a la inmunización de vacuna adyuventada. Inclusive trastornos vasculares pediátricos como la Arteritis de Takayasu y enfermedad de Kawasaki que por comprometer la irrigación sanguínea pueden producir dolor, adormecimientos, hormigueos y debilidad muscular, suelen ser enfermedades floridas con fiebre persistente y lesiones mucocutáneas severas que requieren intervención médica inmediata para preservar la vida. Además son más difíciles de ser objeto de propaganda manipuladora como la ‘psicogenia masiva’ que el Ministro de Salud Alejandro Gaviria quiere inculcarle a los colombianos directamente o a través de periodistas de pacotilla. […]

  2. EL HERALDO
    Columnas de opinión

    Embustes

    Por Catalina Ruiz-Navarro

    Cuenta la leyenda que las niñas del Carmen de Bolívar han sido envenenadas con la vacuna contra el papiloma humano. El chisme se armó después de que algunos casos de desmayos y parálisis fueran reportados en un colegio en donde meses atrás las niñas habían recibido la vacuna. El ministerio de Salud ha desmentido de todas las formas posibles que la culpable sea la vacuna y en su informe explica que el voz a voz llevó a un caso de histeria colectiva en el que colaboraron en gran medida los medios de comunicación que comenzaron reportando que la relación causa efecto era un hecho. Ese titular vende más periódicos, pero matará muchas mujeres. Algunas de las cepas del virus del papiloma humano son la principal causa de cáncer de cuello uterino, la primera causa de mortalidad por cáncer en las mujeres en Colombia. Se contagia con el contacto de los genitales, en donde en algunos casos pueden aparecen unas pequeñas verrugas, visibles en los hombres y que en las mujeres pueden quedar ocultas en el cuello uterino. Por eso, su principal causa de contagio es tener relaciones sexuales sin protección. Como los condones no son 100% seguros (se pueden romper y muchas personas no saben cómo usarlos) y como el virus también se transmite por el contacto de áreas que no cubre el condón, tener muchas parejas sexuales o acostarse con alguien promiscuo aumenta el riesgo de contagio. La vacuna contra el virus del papiloma ha mostrado un 100% de efectividad cuando es aplicada en niñas que no han iniciado su vida sexual. Por eso, Minsalud lanzó hace poco una campaña para vacunar contra el papiloma humano a las niñas de los colegios. Vacunar a las niñas es la mejor manera de prevenir una enfermedad que adquieren 7000 colombianas al año y mata a 9 mujeres por día. La información contra la vacuna aparece páginas web de ultraderecha que difunden información científica falsa, probablemente porque creen que el miedo al cáncer uterino llevará a las mujeres a la abstinencia. El método del miedo y del control de los cuerpos de las mujeres no las hará abstemias pero si las expone a enfermedades que les pueden causar la muerte. Los profilácticos son parte integral de la salud sexual de cualquiera. Nadie dice que reemplazan una educación sexual responsable. Cada mujer debe poder decidir cómo llevar su vida sexual sin miedo a que la juzguen y tiene derecho a acceder a todos los avances de la ciencia para cuidar su salud pero cuidarse, protegerse no hace que nadie sea promiscuo. Repartir condones no incita al sexo y usar pastillas anticonceptivas no es una licencia para la lascivia. Y sobre todo, el cáncer de cuello uterino no da “por puta”. En cambio, una niña vacunada y educada para tener una sexualidad responsable será una mujer saludable. En el mundo han reaparecido enfermedades que estaban extintas, como el polio, porque fundamentalistas de todo tipo, desde conservadores extremos hasta pachamamistas nueva era, la han emprendido contra las vacunas. Especialmente en poblaciones donde no hay una buena educación en salud, esos rumores se convierten en problemas de salud pública pues las personas empiezan a creer en los mitos y a desconfiar de la ciencia. En este caso hay un evidente sesgo de género, el de siempre, que intenta controlar la sexualidad de las mujeres con el miedo. Los medios de comunicación tienen la responsabilidad de no darle cabida a estas mentiras peligrosas y el Estado de hacer mejores campañas de educación en salud, para que los ciudadanos, y en este caso las mujeres, no mueran o queden estériles, víctimas de “las vainas de mi pueblo”. @Catalinapordios

Deja un comentario - Leave a comment

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s